Ansiedad, Estrés y Miedos

Ansiedad, estrés y miedos

La ansiedad es una emoción adaptativa que nos ayuda en nuestra vida cotidiana, pero que en ocasiones puede adquirir un carácter patológico, dando lugar a un trastorno de ansiedad. Entre los trastornos de ansiedad más habituales están las fobias específicas, el trastorno de pánico, el trastorno de ansiedad generalizada, la fobia social, el trastorno obsesivo-compulsivo, la agorafobia y el trastorno por estrés postraumático.

Los síntomas más habituales de estos trastornos son, a nivel fisiológico, taquicardias, dificultades para respirar, calor, sofoco, dolor en el estómago, molestias musculares, dolor de cabeza, mareos, etc.; a nivel cognitivo, pensamientos desagradables o terroríficos sobre ocurrencia de sucesos, o preocupación excesiva, pensamientos anticipatorios de miedo, obsesiones, etc.; y a nivel motor, la tendencia a evitar o escapar de las situaciones o los pensamientos que nos producen ese malestar, los rituales, o las denominadas conductas de búsqueda de seguridad (ir acompañado, sentarse cerca de la salida en un lugar en que nos encontramos inseguros, etc.).

Generalmente estos problemas se explican a nivel psicofisiológico por una activación excesiva del Sistema Nervioso Autónomo (S.N.A.) que regula importantes funciones vitales. Aunque, como decíamos antes, esta respuesta es adaptativa y nos ayuda en nuestra supervivencia, el problema sobreviene cuando las respuestas de ansiedad se producen sin estar aparentemente relacionadas con un peligro externo o una situación difícil.

Son problemas de ansiedad, cada uno con sus peculiares características:

Fobias

Las fobias, que consiste en un miedo excesivo e irracional ante un objeto, situación o actividad, que puede llegar a perturbar la vida cotidiana de las personas que los padecen. No se trata de un trastorno unitario sino que se encuentran la fobia específica, en la que existe un miedo excesivo a un objeto o situación, como el miedo a los insectos, o el miedo a volar o a conducir; la fobia social, en la que el malestar aparece ante situaciones sociales, como el miedo a hablar en público o a conocer gente; y la agorafobia, en la que el miedo se produce ante situaciones ante las que puede ser difícil escapar en caso de necesidad o se teme que se suceda un ataque de pánico, como ir al cine, ir a restaurantes o a centros comerciales.

Trastorno Obsesivo Compulsivo

El trastorno obsesivo-compulsivo, que se caracteriza por la presencia de pensamientos intrusivos, repetitivos y perturbadores para la persona que los tiene, que se mantienen a pesar de los intentos por eliminarlos o controlarlos. Estos pensamientos suelen estar relacionados con la suciedad, las dudas sobre haber realizado determinadas acciones, la necesidad de seguir un orden determinado o las dudas sobre llegar a cometer alguna acción indeseada. A menudo, el modo de aliviar la ansiedad que producen es a través de realizar determinadas conductas, llamadas compulsiones, como hacer comprobaciones repetidas, lavarse las manos de modo repetitivo, emplear un tiempo excesivo en el orden y la limpieza, etc.

Trastorno de Pánico

El trastorno de pánico, que se caracteriza por la combinación de síntomas físicos de gran intensidad (palpitaciones, sudoración, temblores, dificultades para respirar, dolor torácico, mareo, etc.) que puede hacer que las personas que los padecen lleguen a temer sufrir un ataque a corazón, desmayarse, perder el control, o incluso morir.

Trastorno por Ansiedad Generalizada

El trastorno por ansiedad generalizada, que se caracteriza por una preocupación y ansiedad excesivas, persistentes y difíciles de controlar. Que la ansiedad y la preocupación son excesivas significa que su intensidad, duración o frecuencia son desproporcionadas con relación a la probabilidad o el impacto real de lo que se teme. Las áreas de preocupación más comunes suelen hacer referencias a circunstancias de la vida diaria; por ejemplo son habituales temas como la familia, los amigos, las relaciones interpersonales en general, el dinero, el trabajo, los estudios, el manejo de la casa y la salud propia o de los demás.

Trastorno por Estrés Postraumático

El trastorno por estrés postraumático, el cual se caracteriza por una serie de síntomas característicos que siguen a la experiencia directa, observación o conocimiento de un suceso extremadamente traumático (ocurrencia o amenaza de muerte o lesiones graves o amenaza a la integridad física de uno mismo o de otras personas) a los que se ha respondido con miedo, impotencia u horror intensos. Los síntomas principales incluyen la reexperimentación persistente del evento traumático, la evitación persistente del hecho traumático, la evitación persistente de los estímulos asociados con el trauma, la reducción de las actividades significativas, dificultades para conciliar o mantener el sueño, etc.

¿Qué podemos hacer?

Tras realizar la correspondiente evaluación del paciente, y ofrecerle una explicación sobre el papel de la ansiedad en la vida cotidiana, se diseñará el programa de tratamiento, el cual incluirá técnicas y estrategias dirigidas a controlar y mantener la ansiedad en unos niveles saludables. De este modo, se promoverán cambios en cualquiera de los tres sistemas de respuesta que pudiera estar alterado:

A nivel fisiológico: respiración diafragmática, entrenamiento en relajación muscular, desensibilización sistemática, hipnosis, etc.

A nivel cognitivo: técnicas de distracción (para desviar la atención focalizada en exceso en las sensaciones corporales), procedimientos basados en la imaginación, reestructuración cognitiva (para que la persona aprenda a identificar y cuestionar los pensamientos negativos y realizar atribuciones más objetivas), técnicas de decatastrofización (para cambiar la interpretación catastrofista que se suele hacer de las respuestas de ansiedad o de las situaciones que las provocan), etc.

A nivel conductual: exposición controlada a los estímulos externos o internos que provocan la ansiedad, ejercicios de hiperventilación, exposición y prevención de respuesta (para neutralizar las conductas que evitan la ansiedad o permiten que se escape de ella), etc.


Si tus preocupaciones giran en torno a este tema o padeces este tipo de problemas, podemos ayudarte… Estamos cerca de ti.